Método Pilates ¿Tradición o Evolución? (I)

Como en cualquier disciplina o ámbito de la vida existe la disyuntiva entre por qué cambiar las cosas si así nos funcionaron o pensar en cómo podemos adaptarlas a los tiempos. El Método Pilates no queda al margen, aunque la dificultad tanto para unos como para otros, está en distinguir esa fina línea que separa lo novedoso de lo extravagante pero que curiosamente es tan fina como la que separa lo tradicional de lo obsoleto.

TRadición o evolución

Una de las razones fundamentales por  la que decidí comenzar este blog fue para tener la oportunidad de establecer contacto con otras personas que, o bien han integrado el Pilates en su vida o están interesados en hacerlo. Y mis favoritos: los que afirmaban “el Pilates no es para mí” y poco o a poco lo van poniendo en duda. Una de las maneras en las que esto se ha materializado, ha sido con los seminarios Pilates para Runners, dándome la oportunidad de mostrar a otros compañeros instructores y corredores cómo utilizo el Pilates para mejorar mi práctica deportiva.

Además de en los seminarios, donde he podido conocer a algunos de los que por aquí me leéis (que la verdad hace ilusión)  también me llegan correos o consultas por Twitter y Facebook sobre dudas relacionadas con el propio método. Hay quien me pide opinión sobre una formación concreta, qué ejercicio utilizaría para un alumno en cuestión, tengo un amigo que tiene tal problema… u otras preguntas a las cuales trato de dar respuesta en la medida de mis posibilidades.

La semana pasada recibí un correo diferente.  Es de una persona que había llegado al blog, habia leído algunos post y visto un par de vídeos. Me comentaba que lo que le animó a escribirme fue una frase  que leyó: ”Ocultarte y no mostrar lo que ofreces no es modestia. Es egoísmo porque estás impidiendo que otros se beneficien” y por ello se decidió a escribirme.

Me contó de manera resumida su historia, el tiempo que llevaba en el Pilates como alumno primero e instructor después. Me habló de que había recibido formación clásica de una alumna directa de Joseph Pilates, quien le había transmitido que el Pilates es una disciplina pura en sí misma de manera que comentaba que sentía rabia cuando veía que en la mayoría de estudios de Pilates no aplicaban el método de la manera que a él le habían enseñado.

Quizá por ello me comentaba que algunos conceptos como: inhalación, retroversión, caja torácica… que yo trataba en los vídeos, no son utilizados en el Pilates Clásico y él consideraba que no era apropiados utilizar con los alumnos.

A la vez, me proponía darme una clase para mostrarme lo que Joseph Pilates originalmente denominó Contrología.

¿Qué es el Pilates Clásico?

Según nos cuenta Shari Berkowitz, instructora con formación clásica, en este artículo y cuya traducción podéis encontrarla en Fuente Pilates.

El Pilates Clásico abarca exclusivamente los ejercicios que realmente creó Joseph Pilates. Estos ejercicios se encuentran verificados por la primera generación de profesores del método además de por fotografías (hay muchas y de muy buena calidad) y películas (al haberlas convertido a vídeo todo parece más rápido de cómo sucedía en la vida real, pero son valiosas, fácilmente accesibles en Youtube y de visión obligada).

Un profesor de Pilates Clásico sólo enseña estos ejercicios y si hace otros ejercicios lo dice claramente. “Esto no es un ejercicio de Pilates…” y explica cuál es su origen.

Un profesor de Pilates Clásico podría inventar una modificación para ayudar o entrenar al cliente hasta que llegue a ejecutar la versión ideal del ejercicio, pero nunca dirá que esa modificación es un ejercicio creado por el Sr. Pilates. Se trataría de un ejercicio preparatorio cuya finalidad es ir evolucionando hasta la creación del Sr. Pilates.

En lo que a variantes se refiere (versiones avanzadas de un ejercico), un profesor de Pilates Clásico se ciñe al repertorio de variantes que creó el Sr. Pilates.

¿Por qué nos limitamos a las creaciones del Sr. Pilates y no introducimos nuestro propio trabajo o el de otros? Porque somos de la opinión de que hacerlo todo a la manera del Sr. Pilates realmente esculpe el cuerpo y la mente y los lleva al equilibrio. Los ejercicios del Sr. Pilates son suficientemente simples, retantes y “profundos” para ahondar en ellos durante toda una vida. Y nos guiamos por esta premisa.

Aunque Shari también afirma que a pesar de haber sido formada por Romana Kryzanowska, quien defiende ser la auténtica transmisora del método de manera fidedigna, observa que existen diferencias entre su manera de enseñar y la de compañeros que también se han formado con Romana.

Ante esto me surge la clásica 😉 duda: Si Joseph Pilates falleció en 1967 ¿Ahí nos quedamos?

 ¿A qué nos referimos con “evolución”?

En ocasiones se habla de “Pilates evolucionado” como un concepto o una línea de trabajo aunque, si comentaba la dificultad de encontrar dentro del Pilates Clásico un único criterio imagínate cuando se abre el abanico.

El método Pilates llega, se extiende y distintos profesionales lo aplican de manera diferente. Evidentemente no es lo mismo la aplicación que le encuentra un bailarin, una médico, un profesional de la actividad física o una fisioterapeuta. Todos ellos comparten una base de conocimiento del propio método basado en los principios y los ejercicios aunque su formación y experiencia previa, así como otros conocimientos que vayan adquiriendo paralelamente en relación al cuerpo y su movimiento motivará que existan diferencias en la manera de aplicarlo con el alumno.

Aunque esto no debería ser un problema en sí, parece que en ocasiones crea controversia, más que por las diferencias en la aplicación, en la crítica abierta ante algunos aspectos técnicos o metodológicos considerados mejorables en relación a lo que Joseph Pilates proponía originalmente. Críticas que en muchas ocasiones vienen desde el estudio y el análisis del repertorio clásico, partiendo de la idea de que “lo establecido, no mejora por idolatrarlo sino por cuestionarlo“. Y esto a veces levanta algunas ampollas.

Aunque aquí surge otra duda todavía más difícil de responder ¿Qué marca qué es y qué no es Pilates?  ¿Todo vale bajo la denominación Pilates? ¿Estamos evolucionando o degradando el método?

´

Me encanta impartir clases pero sin duda es cuando las recibes cuando entiendes las buenas sensaciones que una clase de Pilates deja en tu cuerpo y entiendes la sonrisa en la cara de tus alumnos cuando la clase termina tras una hora de trabajo.

Además en el correo que recibí, se me hablaba de una frase que para mí es clave a la hora de aceptar la propuesta “sólo entiendo una cosa: la manera correcta de mover el cuerpo”. Definitivamente yo quiero conocerla. Esta tarde voy a recibir esa clase. Espero que se cumplan las expectativas.

Yo tengo algunas respuestas ante las preguntas que aquí te planteo si bien, quiero conocer algo más del Pilates Clásico y tu opinión antes de contestarlas la semana que viene.

Y tú cómo entiendes el método:

¿Tomas parte por la tradición o la evolución?

Advertisements

16 thoughts on “Método Pilates ¿Tradición o Evolución? (I)

  1. Buen artículo Manuel, yo estoy de acuerdo en la línea del artículo. Cada día que pasa nuevos estudios salen a la luz y de todos ellos debemos aprender e intentar aplicarlos, ultimamente vemos como los seminarios y formaciones sobre biomecánica del ejercicio tienen más importancia, no solo en el mundo del pilates sino en todo lo que implique movimiento. Como todos sabemos el método Pilates tiene muchos problemas si lo analizamos biomecánicamente, teniendo que eliminar algunos ejercicios del repertorio por ser contraproducentes y “no muy saludables”, eso no implica que la esencia del método se pierda, todo lo contrario, debemos reaprender cada día y tener “una mente abierta” ya que el mundo está lleno de posibilidades y con cada estudioso del tema podemos aprender algo…
    ¿Debemos ser fieles a una escuela de pilates? o podemos coger lo mejor de cada una para aplicarlo a nuestras clases. Si esto lo aplicamos al entrenamiento deportivo, por poner un ejemplo un salto de altura en atletismo, seguiríamos saltando hacia adelante en lugar de cambiar la técnica a un salto en donde acometemos la barra con la espalda. Cada día debemos aprender algo nuevo y ¿por qué no aplicarlo?

    http://www.buenaforma.org

    • Una pregunta muy importante ¿ Debemos ser fieles a una escuela de pilates ? Creo que conocer sus lineas de fundamentos seria fabuloso y así poder apoyarnos en eso. Y estoy de acuerdo también que debemos tener una mente abierta, más en estos tiempos. Saludos desde Argentina

      • Lo de ser fieles a una escuela de Pilates no lo tengo claro. Siempre hay una línea que nos gusta más eso es inevitable. Con el tiempo acabas intuyendo qué formaciones serán una inversión y cuáles un gasto. Aunque a veces hay sorpresas.
        Un saludo

    • Coincido contigo Héctor hay que dar pasitos adelante. Hay que mejorar lo que ofrecemos a nuestros clientes que eso es lo realmente importante más allá de escuelas o militancias.
      Gracias por tu comentario y felicidades por tu web.

  2. Hola, Manuel. La verdad, muy bueno lo que escribiste en esta nueva entrada. Yo creo en la ” Evolución” panificada, estudiada y organizada. y como decís en el primer párrafo ” y pensar como debemos adaptarlo al tiempo”….Obviamente que existe una “base ” y de la cual puede y creo pueden existir nuevas “propuestas”..pero como dije anteriormente, la cual debe ser estudiada, planificada, organizada y demás. Saludos desde Argentina.

    • Gracias Vanina.
      Tienes razón en la importancia de encontrar un porqué en lo que llevamos a cabo con nuestros alumnos. En realidad a ellos no les importa mucho si lo que hacemos con ellos es clásico o lo que sea. Ellos quieren disfrutar con tus clases y día a día sentirse mejor.
      Muchas ganas de conocer tu país!! Saludos-

  3. Buenos días a todos y gracias por citar mi web 🙂 Me resultó interesante en su momento publicar el contenido sobre el pilates clásico, pues me sorprendió comprobar que el debate no era sólo entre “innovadores” y “clásicos”, sino que dentro de los clásicos también hay discrepancias.
    Shari es una gran estudiosa del pilates clásico, como hay muchos otros, y para los que estéis interesados, aprovecho a comentaros que ha salido un libro en español titulado: El Pilates Clásico Puro, escrito por Peter Fiasca -gran defensor del pilates tradicional-. Los inquietos que queremos saber nos podemos beneficiar de leer sus argumentos. Espero poder escribir una reseña al respecto a lo largo de este verano.
    Un abrazo
    Andrea

    • Hola Andrea. Muy bueno el trabajo de difusión que llevas a cabo en tu web.
      En relación a lo que comentas, lo natural es que haya discrepancias. Lo raro y sospechoso sería que no las hubiera.
      Un saludo

  4. Pingback: Why not Pilates?

  5. Pingback: Método Pilates ¿Tradición o Evolución? (II) | Why not Pilates?

  6. Pingback: ¿”HACES PILATES” o “haces pilates”? | Why not Pilates?

  7. Muy buen artículo, comparto tu opinión. En lo personal creo que estamos en la era de la información, y si muchas profesiones han visto en Pilates una buena herramienta para aumentar su rendimiento y productividad, creo que como profesionales de este medio debemos hacer lo mismo.
    Sr. Pilates nos dejo un legado muy importante, pero estoy seguro que muchos de sus alumnos fueron encontrando la forma que mejor funcionaba para enseñar un ejercicio, es algo natural, y después alumnos de los alumnos comenzaron a encontrarse con doctores, fisioterapeutas en sus clases y seguramente fueron cuestionado, por lo que tuvieron que justificar la técnica, y para defender bien algo, como dices, primero hay que cuestionarlo, y al encortar puntos débiles tienes áreas de oportunidad para mejorar.

    Me encanta la definición de “Pilates Clásico” de Shari Berkowitz, y creo que más allá de pelear si es mejor el Clásico o Moderno, una escuela y otra, lo importante es unir fuerzas y hacer bien nuestro trabajo, pensando que la persona más importante de la sesión o clase en nuestro cliente (o paciente en el área rehab), ya que hacia ellos es el servicio.

    Y por ahí leí en el blog de una colega, de otra escuela de Pilates no la mía, una frase que me gusto. Para saber si estás con un buen maestro de Pilates el indicador es que no te lastimes en la clase.

    Saludos a todos amigos!

    • Totalmente de acuerdo Joseal. No perder la perspectiva: es a la salud del cliente a la que nos debemos por encima de técnicas, métodos y maneras.
      Gracias por el aporte.

  8. Hola Manuel, soy chilena, de profesión Kinesiologa y estoy buscando formarme como instructora de pilates, la verdad se me hace muy difícil tomar una desicion, por que hoy en día en mi país y en el resto del mundo imparten cursos y certificaciones de forma constante y cada uno con su estilo y fusion.
    He recibido comentarios que si quiero formarme en pilates deberia ser a traves del metodo de autentico pilates pero de verdad estoy confundida.
    me gustaria por favor recibir un consejo o guia de que es mejor o que me puedes recomendar tu… o donde puedo informarme mas…
    te lo agradeceria

    Saludos

  9. Pingback: A Vueltas con el Pilates Clásico | Why not Pilates?

  10. Reblogged this on Propósitosalud and commented:
    Pilates clasico o Pilates evolucionado?
    Sin duda una maravillosa reflexión. Ser fiel al metodo clasico tal y como lo creo Joseph Pilates sin duda funciona, para personalizar tus sesiones a menudo necesitas incluir conocimientos de anatomia, fisiologia, experiencia motriz para llevar al alumno a aquello que quiere conseguir.
    Una reflexion que sin duda nos hacemos todos los que amamos este metodo y trabajamos a diario con el.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s