El Elemento más Barato y Útil para Introducir en tus Clases de Pilates

A estas alturas del año muchos de vosotros estaréis de vuelta a la actividad tras el necesario parón de verano y seguro que con ganas de novedades. Es el momento de máxima motivación tanto por parte de los instructores como de los alumnos por lo que debemos aprovechar para planificar el curso, repasar manuales y contenido de cursos pasados y ¿Por qué no? Pensar en las que te ayudarán a seguir evolucionando (aprovecho para recordarte que en octubre y noviembre Carla Mullins y yo volvemos con los seminarios “Anatomy Dimensions” a Asturias, Madrid y Murcia tienes toda la información sobre inscripciones y fechas en este enlace).

También se suele hacer recuento del material con el que se cuenta, tanto si impartes Pilates máquinas (reformer, sillas, cadillacs…), como de pequeños materiales si das clases de suelo (aros, pelotas, rulos…). Empiezas a hacer números para pensar cómo conseguirás ese nuevo material que se te puso entre ceja y ceja. El problema es que cuando fuiste a averiguar el precio te pasó como al del anuncio y te diste cuenta de que no hay sueños baratos por lo que te preguntas ¿Voy a empezar el curso sin introducir nada nuevo?
Y ahora yo te pregunto a tí ¿Seguro que estás sacando todo el partido a tu estudio? Es decir, no sólo a las máquinas y pequeños materiales, a toda la estructura de tu estudio. Hay una superficie que todos los estudios de Pilates que conozco tienen pero a la que muy pocos instructores sacan partido. Hace un tiempo escuché a Carla decir: el equipamiento más barato y más útil en un estudio de Pilates es la pared. Y yo pensé: pues es verdad. Por supuesto, yo también la utilizaba en un par de ejercicios pero a raíz de empezar a pensar más en ello fue cuando empecé a ser consciente del poco partido que le estaba sacando.

¿Cómo utilizar la pared en una clase de Pilates?

Sin duda que en función de la sala, la disposición de las máquinas, el propio material del que las paredes estén revestidas puede ser un condicionante. Además de puertas, ventanas, etc. Yo te voy a aportar algunas ideas y a tí te tocará adaptarlo a tu espacio y al trabajo con tus alumnos. Lo mismo que ocurre con las máquinas de Pilates la pared puede ser una asistencia que ayude a tu alumno a conseguir desarrollar un ejercicio o puede incrementar la intensidad o el reto si es que el alumno necesitara trabajar más fuerte.

La pared como asistente:

  1. Alineación. A alumnos que comienzan, les suelo pedir que se coloquen de espaldas a la pared para sentir la curvatura natural de la espalda e incluso intentar mantenerla en ejercicios sencillos en piernas y brazos.
  2. Aportar estabilidad.  La pared puede ser una superficie de apoyo en situaciones de inestabilidad. Seguramente ya se te ha ocurrido por ejemplo apoyar los fitballs contra la pared cuando tus alumnos están sentados como en este vídeo o por ejemplo, yo utilizo mucho las esquinas con alumnos mayores o aquellos con enfermedad neurológica cuando trabajan de pie y no puedo estar cerca.
  3. Movilidad segmentaria de columna. El primer ejercicio que enseño a mis alumnos en su primera clase es el roll down contra la pared, por considerar la articulación vértebra a vértebra como el origen del movimiento de calidad. Y les pido que lo repitan en cada clase al comenzar y al terminar
  4. Disociación lumbo/ pélvica. Hay personas que tienen dificultad con mantener la espalda alineada cuando cadera-rodilla-tobillo flexionan. Movimiento que necesitan tanto para levantarse de una silla como para subir un escalón. La pared es un gran aliado para entender un movimiento funcional básico como es la sentadilla.  Sólo hay que presionar con los glúteos contra ella mientras las rodillas flexionan para sentir como la musculatura paravertebral se activa y así despegar la columna gradualmente por la flexión cadera hasta que sólo los isquiones están en contacto con ella ¡Voila! Ya tenemos una sentadilla.
  5. Limitar rango de movilidad ¿Alguna vez has comprobado que en ejercicios como la almeja los alumnos tienden a desplazar la pelvis hacia atrás? Pídeles que se coloquen pegados a la pared y lo prueben. La pelvis no podrá rotar por lo que la columna lumbar permanecerá estable. Y lo puedes utilizar en todos los ejercicios de trabajo lateral.
  6. Liberar carga:
  • Reducir la presión en manos, muñecas, hombros. Personas que tienen dificultades con la posición de cuadrupedia podrán desarrollarlo perfectamente con sus manos contra la pared
  • Ayudar a sostener las piernas. En algunos casos observarás a alumnos que en el momento en el que tienen que elevar las piernas 90º pierden la sensación de activación abdominal porque sólo notan el flexor de cadera o el cuádriceps. Pídeles que apoyen los pies en la pared mientras realizan la serie de trabajo abdominal.

Aumentar el reto

  1. Estabilidad lumbopélvica. Coloca una pelota a la altura de la pelvis y trata de mantenerla estable mientras elevas una pierna 90º (arcos de fémur) Repítelo 10 veces con ambas piernas sin que la pelota se mueva. Si lo consigues colócate de lado presionando contra la pared para mantener el eje vertical y vuelve a realizarlo  10 veces probando ambas piernas
  2. Trabajo invertido. Todos hemos realizado cientos de veces una elevación de pelvis pero ¿Lo has probado con tus piernas en 90º contra la pared? ¿Y con las piernas estiradas rodando una pelota hacia el techo hasta completar el movimiento de tu columna?
  3. Trabajo de fuerza. Prueba a hacer la serie completa de footwork que habitualmente se desarrolla en el reformer contra la pared con  la espalda en apoyo con una pelota. Además de realizarlo en una posición más funcional te obligará a controlar el movimiento de rotación de la columna.
  4. Disociación escapulo torácica. Prueba a hacer planchas contra la pared. Si te resulta sencillo, da un paso atrás y baja tus manos un palmo y sigue progresando hasta poder colocar las manos en una silla y de ahí ya podrás bajar al suelo.

La pared. El elemento más barato y más al alcance de todos. Siempre estuvo allí e incluso seguro que, puntualmente lo has utilizado, aunque sin prestarle la atención ni darle el cariño que merece. Pues este es el momento de empezar porque puede ser la herramienta que aporte la novedad este año en tus clases. Posiblemente después de leer ésto empieces a dejar de pensar en gastar dinero en nuevo material para sacarle algo más de partido al que siempre has tenido.

Advertisements

4 thoughts on “El Elemento más Barato y Útil para Introducir en tus Clases de Pilates

  1. Cierto la pared la mejor sensacion para el alumno de correccion corporal jugando con la gravedad y la propiocepcion todo un reto!! Gracias Manuel un saludo!

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s